Visitantes

17 febrero 2017

Composición en cuadro
Georges Vantongerloo


En esta obra de 1930, el crítico y escultor Vantongerloo expone algunos de los rasgos que identifican el arte cosmológico que siempre reivindicó en su obra, basándose en la inconmensurabilidad de la infinita combinatoria de las formas y una amplia variedad de colores que comprende el amarillo, el verde, el azul, el índigo y el naranja. Para el autor, la creación no tiene principio ni fin, y las tres dimensiones de la realidad pueden pervertirse jugando con las percepciones y creando la ilusión de perpetuo estado de transformación visual.

(Fundación Weinberg, Suiza)

Fuente: Texto extraído de Historia del Arte. Editorial Salvat

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Entradas populares