Visitantes

viernes, 14 de abril de 2017

Vir heroicus sublimis
Barnett Newman


Tras la II Guerra Mundial el autor abordó la pintura de una depurada abstracción. Las líneas verticales (una o dos) traspasan grandes superficies de un solo color, en lo que serían sus composiciones más representativas. Con ellas divide en capos análogos las composiciones rectangulares. De gran contenido místico, buscaba impactar y atrapar al espectador.

(Museum of Mordern Art, Nueva York)

Fuente: Texto extraído de Historia del Arte. Editorial Salvat

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Entradas populares